El mundo está hecho de PYMES

Imagen: FreeDigitalPhotos –  pakorn.
Imagen: FreeDigitalPhotos –  pakorn.

“Todas las empresas familiares son PYMES”. ¡Cuántas veces habré oído esta afirmación! Seguramente, la confusión tiene que ver con el hecho de que la mayoría de empresas españolas son PYMES, sean o no de propiedad familiar. Fijaos que solo un 0,35% de las empresas españolas son grandes empresas con más de 250 trabajadores, según revela el working paper Demografía de la empresa española. El resto son microempresas (un 91%), empresas pequeñas (7,5%) y empresas medianas (1,2%).

Y esto no solo pasa en España, también sucede en Europa y Estados Unidos, donde la mayoría de empresas son microempresas o PYMES, y las grandes empresas son una minoría: un 0,5% del tejido empresarial europeo y un 0,65% del estadounidense. Así que afirmar que “las empresas familiares son pequeñas” es tan impreciso como decir que “las empresas de Estados Unidos son grandes”.

Por cierto, que la falta de tamaño es también una de las razones que suele apuntarse cuando se habla de los problemas de internacionalización de las empresas españolas: “son demasiado pequeñas para competir a nivel internacional”, suele decirse.

Con el objetivo de arrojar un poco de luz sobre estos temas y saber, de una vez por todas, qué hay de cierto en esas afirmaciones, junto con el investigador Fernando Serra nos propusimos analizar la demografía de las empresas españolas, europeas y norteamericanas según su número de empleados y sus datos de facturación. Las conclusiones de este análisis se recogen en el documento Demografía de la empresa española, que se puede descargar gratuitamente.

Como explica el artículo que hemos publicado en In Family Business, la investigación nos permite concluir que la mayoría de empresas familiares son PYMES porque la mayoría de empresas españolas son PYMES, como ya avanzaba el libro Empresa familiar: ni tan pequeña, ni tan joven.

La radiografía del tejido empresarial europeo y norteamericano es muy similar. Como explicaba al inicio de este post, también en Europa y Estados Unidos predominan las PYMES y las grandes empresas son minoría, si bien es verdad que el porcentaje de microempresas por numero de empleados en España es mucho mayor.

Así que muchas empresas familiares españolas son PYMES, es cierto, ¡pero es que el mundo está hecho de PYMES! Ha llegado el momento de desterrar falsos mitos en torno a la empresa familiar. La falta de tamaño es uno de ellos pero no el único: a menudo se dice también que las empresas familiares no son innovadoras o que su esperanza de vida es muy corta. Pero de eso ya hablaremos en el próximo post.

Para saber más: