Sentimiento europeo (1): España

En el post anterior hablé sobre el sentimiento europeo y su deterioro a partir de la Gran Recesión de 2008 a 2013. Veamos ahora más detalles a partir de los datos que nos proporciona el barómetro semestral de la Comisión Europea. La cifra que tomo para evaluar el mayor o menor sentimiento europeo es la diferencia entre los que se declaran a favor y en contra.

Por ejemplo, en España, en 2007, un 65% de población se declara a favor de la Unión Europea, un 6% en contra y el restante 29% se declara indiferente. El gap es de 59% a favor de la UE. En el gráfico adjunto se muestra la evolución de ese gap, en España, Alemania y Reino Unido.

El barómetro comienza sus datos en 2000. Es importante resaltar que el barómetro, como todas las encuestas de opinión, da resultados muy cambiantes ante cualquier evento acaecido en el momento de realizar la encuesta: mide el sentimiento a favor o en contra… y los sentimientos son muy cambiantes.

Sentimiento a favor de la Unión Europea.

Algunos comentarios en el caso de España

  • De 2000 a 2007 el sentimiento proeuropeo es muy mayoritario. Los partidarios exceden a los contrarios en más de un 50%. Se podría decir que la UE genera entusiasmo. España es de los países más proeuropeos de la UE-27.
  • A partir de la crisis, este porcentaje disminuye drásticamente y en 2013 los contrarios a Europea superan a los partidarios en casi 20 puntos porcentuales (pp). La UE es percibida por los españoles como un gran chasco.
  • La percepción mejora en los últimos años, pero todavía en 2016 los partidarios apenas superan en 10 puntos porcentuales a los contrarios. La UE genera un ni fu ni fa.
  • Es interesante ver el rango o variación de la opinión, desde casi un 60% a un −20%. Se me ocurren dos razones: aquí la crisis ha pegado duro; y además somos gente de temperamento pasional, o entusiastas o detractores.
  • Incidentalmente, y como comentaré en otro artículo, el mismo patrón se produce en los países greco-latinos: Italia, Portugal, Grecia, incluso más acusado (especialmente en Grecia): gran entusiasmo cuando todo va bien y gran depresión cuando algo va mal.

One thought on “Sentimiento europeo (1): España

  1. Espero anhelante el próximo post, profesor.

    Del actual extraigo que la naturaleza humana es voluble y reacciona visceralmente ante la adversidad. Me resulta ambiguo el comentario respecto al patrón de opinión de los países greco-latinos, tan cambiante. Pero no interpreto que se refiera usted a un patrón por origen cultural, sino por situación o evolución económica especialmente desfavorable durante la crisis. Francia y Bélgica son sociedades latinas, y parecen más estables en sus opiniones.

    Y refiriéndome a anteriores opiniones sobre la construcción europea, yo creo que se trata de una necesidad sobrevenida por el cambio geoestratégico mundial, en que aparecen pocos bloques pero muy potentes. China, India, Rusia, EEUU, Japón o Latino-América probablemente serán actores principales en le futuro político y económico. Europa necesita estructuras comunes para competir en esa Major League.

    La cohesión en EEUU tardó casi 200 años y una guerra civil. En China o Rusia se produce por la fuerza del poder. Quizá en Europa podría llegar por la conveniencia mutua, la inteligencia y la colaboración.

    Pero lo de cantar el himno en la escuela todavía me cuesta un poco aceptarlo…

    Saludos.

Post a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *