Maternidad y paternidad: un valor empresarial desconocido

El pasado martes compartí sesión de Continuidad en el IESE de Madrid con la Profesora Natalia López-Moratalla, catedrática de bioquímica y biología molecular en la Universidad de Navarra. En su interesantísima y novedosa ponencia recordó cómo el embarazo incrementa en la madre la hormona de la confianza (oxitocina) y frena la hormona del estrés (cortisol). También nos mostró la importancia de tener hijos en los 20 años, no a partir de los 30 donde empieza a haber un declive en la fecundidad y menor calidad de los óvulos. En cada embarazo existe una comunicación molecular y celular. Hay un traspaso de células de la madre al hijo que regeneran el cuerpo de la madre (lo rejuvenecen). Son de dos a seis células pluripotenciales por milímetro de sangre que pueden reparar heridas futuras, por ejemplo, un problema de corazón en una madre cuyo hijo ya tiene 18 años.

En el primer año de vida se desarrolla sobre todo el lado emocional (el derecho), y se va modulando el cerebro del bebé y los sentidos según el hábitat de su madre. Según nos comentó Natalia “los niños lloran en idiomas”, según han oído llorar a su madre…

La esterilidad es un 1% de la población pero la infertilidad incrementa con la edad. La tasa de fecundidad en España hoy es de 1,4 hijos por mujer en edad fértil (Eurostat 2008) pero la tasa de fecunidad deseada es de 2,4. El freno está, según los encuestados, en la falta de dinero y de tiempo. Por el hábitat de trabajo y de vida que estamos inmersos esperamos a tener “el mejor momento” para tener un hijo y ese díficilmente llega, porque sólo cuando llega un niño se hace el espacio y todo lo demás se recoloca en la agenda. Mientras no llega, los “ladrones del tiempo” son infinitos y se cuelan por todas las rendijas que dejamos abiertas. Por eso el mejor momento es ya. Y cuidado con los tratamientos “artificiales” porque todos requieren estimulación ovárica la cual se ha demostrado que incrementa la probabilidad de cáncer en cinco tipos. Si además se tomaban anticonceptivos anteriormente, ¡mucho más alta la correlación!

Yo expuse algunos estudios sobre cómo la vida en familia enriquece nuestro desempeño en la profesión porque se desarrollan una serie de competencias que nos llevamos puestas de un área a la siguiente (liderazgo, integridad, iniciativa, trabajo en equipo, toma de decisiones…). El valor para la empresa no sólo es económico, sino también psicosocial y moral (mejor comprensión de los demás, aumenta la confianza en uno mismo y el altruismo). En este artículo de Alfonso Aguiló podéis ver algunas ideas del libro “Inteligencia maternal” de Katherine Ellison. ¿Y los padres? ¡Pues tienen que aprender a ejercer! Como dice Michael Levine, “Tener hijos no lo convierte a uno en padre, del mismo modo en que tener un piano no lo vuelve pianista”.

Recibe el blog de NCH en tu buzón

9 Comentarios

  1. Nuria, muchas gracias por lo que compartes en este blog. Hace un tiempo me suscribí para recibir las novedades en el mail y estoy feliz de haberlo hecho, porque siempre aprendo. Este tema en particular interesa muchísimo difundirlo más y es bueno que se esté haciendo (como con la publicación del libro Buen padre, mejor jefe, por ejemplo). De hecho por eso mismo también me llamó la atención y hace unos días publiqué el artículo de Alfonso Aguiló en mi sitio, con su permiso. Te dejo el link http://donaremundo.com/2010/11/inteligencia-maternal por si alguien quiere leerlo o compartirlo desde ahí.

    Un abrazo,

    María José

  2. Gracias, Nuria, por la reflexión. Efectivamente, para las mujeres poder ser madres biológicas tiene un corto período de tiempo, que se pasa mucho más deprisa de lo que pensamos.

    Una buena amiga (de esas pocas personas muy interesantes que hay por el mundo) me dijo hace poco que, aunque este mensaje pueda estar bien para comunicarlo hoy, las que no nos dimos cuenta de ello a tiempo, no debemos lamentarnos por ello, pues ser madre biológica es también prestar un servicio a la sociedad y el no haberlo sido no nos hace ser menos mujeres, en el pleno sentido del término.

    Espero que se me interprete bien. Y a las mujeres en la década de los 20, ¡a por todo!, que en esa edad se tiene ilusión y energía emocional para enfrentarse a cualquier cosa y seguro que los hijos caben en la agenda y en vorágine de desplazamientos físicos.

  3. Rosalba Bortone Di Muro

    Que interesante es la ciencia, no puede contradecir la maravilla de la naturaleza humana…Mil gracias por los datos que nos brindas, es una información muy valiosa. Me encantaría conocer las investigaciones en las que basaste tu ponencia encómo la vida familiar contribuye al desarrollo de competencias profesionales.
    Gracias también por el artículo de Alfonso Aguiló,ojalá mucha gente lo lea, y entienda que la naturaleza humana es tan sabia, que ir en su contra, lleva consecuencias que algún día lamentaremos.
    Un abrazo desde Venezuela
    Rosalba Bortone Di Muro

  4. Estimada Nuria..creo que este artículo sobre las mujeres holandesas puede resultar de tu interés y propiciar otro interesante comentario en tu, por mi estimado, blog:

    http://www.slate.com/id/2275596/

    Por cierto, científicos israelíes han descubierto que el padre también segrega un tipo de hormonas que propician su acercamiento al recién nacido…lo cual me hace pensar en que, entre los derechos que debemos reclamar los padres, sería el de recibir una baja paternal equivalente a la maternal, y no sustitutorias entre si.

  5. Gracias por tu blog siempre hace que pensemos y analicemos lo que el día a dia nos toca vivir.
    Referente a la ilusión y la energia emocional caben en la agenda pero hoy en día en una minoria de jovenes formados en todos sus apectos profesionales hace que la maternidad y paternidad sea más responsable, por eso buscan el momento no que no quepa en la agenda ni nada de todo esto. La mujer que después de luchar muchos años ha conseguido que el padre desde el primer momento ejerza de padre , baja paternal.
    el factor más importante de las empresas es el humano y la familia el centro el motor , pero que tipo de familias tiene nuestra sociedad?
    hay tiempo para todo aquello que nos interesa , las agendas sirven para organizar la vida laboral pero si hay amor hacia la familia corremos para estar con los nuestros, mi pregunta es
    quieren ir a casa?

  6. Gracias por tu blog siempre hace que pensemos y analicemos lo que el día a dia nos toca vivir.
    Referente a la ilusión y la energia emocional caben en la agenda pero hoy en día en una minoria de jovenes formados en todos sus apectos profesionales hace que la maternidad y paternidad sea más responsable, por eso buscan el momento no que no quepa en la agenda ni nada de todo esto. La mujer que después de luchar muchos años ha conseguido que el padre desde el primer momento ejerza de padre , baja paternal.
    el factor más importante de las empresas es el humano y la familia el centro el motor , pero que tipo de familias tiene nuestra sociedad?
    hay tiempo para todo aquello que nos interesa , las agendas sirven para organizar la vida laboral pero si hay amor hacia la familia corremos para estar con los nuestros, mi pregunta es
    quieren ir a casa?

  7. Lástima que la ciencia no haya inventado una “pastilla” para contagiar la ganas de tener hijos y ganas de educarlos (no vale con tenerlos, y que los eduquen los otros!)…

    Es cuando tienes un hijo que te planteas ¿y por qué no lo habré tenido antes?… lástima que lo que se mueve entre muchas mujeres (directivas, y no directivas) entre 25 y 35 años, es pensar que “no pasa nada” si ellas no tienen hijos, porque no tienen tiempo, que hay otras que hacer, antes de tener hijos (estudiar, viajar, “disfrutar de la vida”…): os aseguro que compartir horas de estudio con los hijos, que ellos vean que tu también estudias y te esfuerzas, es muy reconfortante; que viajar con niños es factible, y qué deciros de disfrutar de la vida con ellos!!! Es cuestión de organizarse! (por mi parte, teniendo niños, sigo saliendo de cena y baile de vez en cuando! con mi marido o con amigas)

    Estela (madre de 2 niños, de 2 y 6 años)

  8. Josep Gendrau i Valls

    Ayer mandé mi comentario, pero se ve que no entró. Decía más o menos. He estado en Cáceres para una Reunión de la Família Franciscana donde hemos tratado del stress que nos produce el no tener o tener poca descendencia (vocaciones). Creo que las madres y los padres y las familias cristianas tienen mucho que decir para solucionar el tema de tantos conventos, monasterios…aunque la LLAMADA VIENE SIEMPRE DE LO ALTO. La Familia Franciscana apuesta fuerte y quiere encontrar sabia nueva y alegria desbordante. Oremos por las vocaciones y por las madres y padres de nuestras familias cristianas. Saludos a tu marido, madre e hija. Te deseo un santo Adviento, lleno de esperanza y de VIDA. Recibe mi franciscano abrazo. Josep

  9. Estimada Nuria:

    Me ha llegado a través de una amiga su blog. Sólo comentarle que me ha interesado mucho la información y datos de la Catedrática de bioquímica y biología molecular de la Universidad de Navarra.

    Soy Letrada de la Administración de la Seguridad Social (excedente) y Prfª Titular de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social de la UNED. Por si estuviera interesada, me tomo la libertad de comentarle que recientemente me han publicado un artículo en la Revista Española de Derecho del Trabajo núm.146 (abril/junio 2010) bajo el título “La conciliación de la vida personal, familiar y laboral y la protección de la familia”a propósito de un auto del TC sobre reducción de jornada por guarda legal de un hijo menor, que tiene relación con el tema. Aunque es jurídico, en él también analizo cuestiones sociales de distinta índole relacionadas con la vida laboral y familiar, efectuando reflexiones y propuestas al respecto basadas en las conclusiones reflejadas en su blog.

    Un saludo

    Belén Alonso-Olea García

Entradas recientes