El talón de Aquiles de la baja productividad

La tecnología y la robotización han creado cadenas de producción y suministro cada vez mas rápidas, eficientes, globalizadas y capaces de reducir el time to market , absolutamente imprescindible ante las exigencias de los consumidores y de la omnicanalidad que evoluciona constantemente y cuyas fronteras tienden a diluirse.

Pero a la que interviene la operativa personal, la baja productividad, sobre todo en España, es alarmante; estamos a la cola de Europa y creo que la pandemia con el teletrabajo ha empeorado la situación.
Adolecemos de viejos problemas no solucionados, como la formación específica de los mandos intermedios, la falta de un reciclaje continuo a todos los niveles y la falta de una cultura en busca de la excelencia.
Las particularidades propias de la cultura española y de los hábitos ,que propician una vida social que se extiende al ámbito laboral ( el café, el cigarrillo, el «almuerzo» a las 10 de la mañana cervecita incluida, la comida al mediodía con generosa sobremesa…) y con un rico calendario de festividades y » prefestividades» ( las fiestas, los puentes …incluso acueductos) que lastran la productividad empresarial y nos restan competitividad respecto a nuestros competidores internacionales.Ejemplo; ayer vinieron dos operarios a mi domicilio a instalar una caldera de gas, llegaron a las 9 , dejaron sus cosas y a las 9’10 salieron a «almorzar», regresaron cerca de las 10, llegó la hora de la comida al mediodía y no habían acabado y a toda prisa finalizaron el trabajo y se fueron dejando alguna chapuza.

Algunas píldoras de mi libro » 500 TUITS para dirigir mejor » :
-La productividad es el talón de Aquiles de la economía española
-Según la consultora Proudfoot solo el 61% de las horas trabajadas en España son productivas.
-Es muy fácil medir y exigir productividad a un obrero o un vendedor, yen cambio, no se mide la productividad de los mandos.
-La principal causa de la baja productividad estriba en la poca formación e implicación en la empresa que los jefes dan a sus empleados.
-En España, el «almuerzo» de 9 a 10 con cervecera, olivas y pitillo, es una costumbre que no se da en países con alta productividad.
-A muchos presidentes y CEOs de grandes corporaciones, de tanto comer y beréber en «almuerzos de trabajo» , y de tanto chófer, aparte de no ver la calle detrás de los cristales opacos, se les atrofian músculos y cerebro.
-No he visto ningún programa de partidos políticos ni de sindicatos que abogue por medidas concretas de aumento de la productividad

Post a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + 3 =


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.