Resultados de la búsqueda para "maruja moragas"

Mujeres que inspiran: Guadalupe Ortiz de Landázuri, feliz

Algo está cambiando… cuando una mujer normal y corriente, formada como tantas otras del mundo actual, doctora en química, investigadora y profesora, emprendedora en proyectos de servicio social (para lo que se hace emigrante al otro lado del mundo), es proclamada beata por la Iglesia Católica. Pensemos primero en la palabra beata, como lo expresa el profesor y filósofo de la Universidad de los Andes, Joaquín Gª Huidobro:

 Si atendemos a su etimología, la palabra “beata” simplemente significa “feliz”. Feliz ella y felices nosotros, que recibimos a Guadalupe en el momento en que más la necesitábamos, porque esta hora de la vida de la Iglesia es la hora de la gente de a pie.

Guadalupe era laica, es decir, cristiana de a pie, no era monja, ni religiosa. El papa Francisco la ha puesto como ejemplo de «santidad de la normalidad«, lo que él llama «santos de la puerta de al lado«.  Es la primera mujer del Opus Dei que la Iglesia sube a los altares (su fiesta litúrgica se celebrará a partir de ahora cada 18 de mayo, también cumpleaños de san Juan Pablo II). Fue pionera como estudiante e investigadora en ciencias, algo que todavía hoy es necesario promover (mujeres y STEM, aquí tenéis un ejemplo de nuestros días). Cuando vivió en África por el trabajo de su padre, que era militar, ya tuvo que insistir para que le dejaran ir al colegio. Gracias, ya de vuelta en Madrid, pudo ir a la universidad. En su clase de la Facultad de Químicas eran cinco mujeres. También fue pionera en el CEICID (Centro Internacional de Ciencias Domésticas), que puso en marcha junto a otras personas, para desarrollar otro aspecto muy actual de la sociedad de hoy: la profesionalización del cuidado. 

Como emprendedora, se trasladó a México, donde ayudó a levantar  (entre otros proyectos) la institución Montefalco, partiendo de unas ruinas que nadie quería. Hoy centro de enseñanza y capacitación profesional y humana de niñas y jóvenes, con gran influencia en su entorno. Como formadora, también en España, Guadalupe desarrolló su sueño de dotar a la mujer de su época de un más profundo sentido de la libertad personal, capacitándola para elegir lo que quería ser en la vida: esposa y madre, pero también profesional si así lo deseaba.

Este domingo, durante el rezo del Regina Coeli, el papa Francisco pidió un aplauso por su beatificación y puso de relieve que «su testimonio es un ejemplo para las mujeres cristianas comprometidas en actividades sociales y en la investigación científica«.

Imagen: Saintips

La ceremonia de beatificación, de la que podéis leer más aquí, o ver resumida en el vídeo del final de este post, reunió en el Palacio de Vistalegre de Madrid a más de 11.000 personas de 60 países. Estuvo presidida por el prefecto de la Congregación para la causa de los Santos, cardenal Becciu, y concelebrada por los cardenales Carlos OsoroRicardo Blázquez, y el prelado del Opus Dei, Fernando Ocáriz, así como por 200 sacerdotes. También estaba presente el cardenal Robert Sarah. Fueron momentos de gran emoción y alegría. La «normalidad» de la nueva beata nos hacía sentir a todos más cerca de la meta. Así fue también en la tertulia con el Prelado del Opus Dei por la tarde en el mismo lugar. Como no se cansaba de repetir la nueva beata Guadalupe, también en los muchos momentos de su vida en que tuvo que enfrentarse a graves dificultades familiares, personales, profesionales, de salud…»y tan contenta«!

Estos son algunos de los testimonios y comentarios de esa tarde en «la sala de estar más grande del mundo«:

  • Anjelica, de Nigeria,  presente en la celebración, recuerda el interés de Guadalupe por el desarrollo social. Aplaude la iniciativa de Harambee de financiar cien becas para científicas africanas en los próximos diez años con motivo de la beatificación… Y se pregunta: ¿Cómo podemos vivir las personas con recursos teniendo muy presente a los que no tienen? La clave es vivir sobriamente, tengas lo que tengas.

A Guadalupe le gustaba pilotar aviones

  • Teresa Navarro, 20 años, Viene de San Sebastián. Joven y brillante. Estudia un grado de gastronomía en el Basque Culinary Center, porque hace ya unos años decidió que iba a dedicar su vida a servir a los demás como numeraria auxiliar y como masterchef para la gente de su familia. Pisa fuerte con el argumento de su vida sobre los tópicos que miran con recelo los trabajos del hogar, precisamente en un mar de sentimientos que vienen, sentimientos que van, corrientes que pegan y corrientes que arrastran. A ella le arrastra la vida coherente y feliz de Guadalupe.
  • Teresa Robles, junto a su marido, Íñigo. 21 años casados. Siete hijos. Dos de ellos con discapacidad y el último, Josemaría, con síndrome de Down y una leucemia. Duele, pero Teresa y su marido son un ejemplo de que aceptar la realidad y sobreponerse a las dificultades lógicas siembra frutos positivos que nunca se imaginaron. Josemaría es el protagonista de una cuenta de Instagram (@ponundownentuvida), con más de 25.000 seguidores. Esa red arrastra muchos peces: historias de gente que veían el Down desde abajo, y que, gracias a este pequeño influencer han empezado a mirarlo en modo up. Arriba.

Guadalupe Ortiz de Landázuri entendió bien que «su proyecto» no era tal: cada uno de los que encontró en los diferentes lugares donde vivió y trabajó, pasaron a ser sus proyectos. Tenía el espíritu que define la misión del IESE: toda misión de liderazgo debe ser de servicio… El pasado día 13, en el Campus Barcelona, recordamos a la nueva beata en la conmemoración que hacemos cada año de la vida de mi colega y amiga la profesora Maruja Moragas, que nos dejó hace 6 años. Dos mujeres que inspiran, con tanto en común, como nos explicó la profesora Esther Jiménez: liderazgo personal, valentía, confianza, capacidad de entender, de escuchar y de adaptarse, serenidad, fortaleza, resiliencia, humildad, generosidad y capacidad de perdonar, alegría y buen humor y, en la base de todo, intensa vida de piedad.

Y tan contentas!

Nuria Chinchilla es profesora de Dirección de Personas en las Organizaciones en IESE Business School.

 

Integrar la vida, condición necesaria para una empresa conciliadora

En un mundo tan acelerado y global como el que estamos viviendo, es conveniente pararse a reflexionar sobre las claves de una trayectoria profesional y personal con éxito, así como el modo de impulsarla en la dirección adecuada.

Ayer, en el Programa de Continuidad Alumni, presentamos el libro Integrar la vida. Liderar con éxito la trayectoria profesional y personal, que he escrito con mi colega del IESE Esther Jiménez y la colaboración de Pilar García-Lombardía. Se trata de un practicum de Dueños de nuestro destino, el libro que escribí con Maruja Moragas, y que va por su 4ª edición en español. Mañana se cumplen 5 años del fallecimiento de Maruja, y por eso la sesión de ayer fue en su memoria, seguida de una misa de aniversario. Mi colega el profesor Alberto Ribera, director de la Unidad de Coaching del IESE y prologuista del libro, nos recordó la importancia de gestionar correctamente la principal empresa: «Yo S.L.» Para ello, como explicamos en el libro, lo apropiado es la integración, mucho más poderosa que la mera conciliación. Integrar es reunir todos los elementos vitales con un corazón inteligente, poniendo el acento en la propia misión como norte que dirige la integración.

El profesor Alberto Ribera durante el inicio de la presentación

El término «conciliación» se ha reducido, en su uso más frecuente, a una concepción tan simplista que resulta casi irreconocible: para muchas personas, conciliar se limita a implantar unos horarios laborales flexibles o a ampliar las bajas por maternidad. Porque, claro está, la conciliación, para estas mentalidades, es cosa de mujeres, más concretamente, de madres. En realidad, ¿por qué tiene que haber conflicto entre mi vida personal, mi familia, mi desarrollo profesional y mi desempeño en la empresa? Una persona proactiva, fuerte, que ha desarrollado su voluntad y su libertad, que sabe lo que quiere y cuáles son sus metas, será perfectamente capaz de orquestar su existencia, afinar todos los instrumentos y producir una melodía armoniosa.
En el libro planteamos una serie de prácticas y ejercicios que sirven de orientación en ese itinerario que comienza en la conciliación con uno mismo para después abrirse a los elementos que integran nuestra vida: la pareja, la familia, la empresa, el trabajo y, finalmente, la sociedad. ¿Cuál es nuestro rol en cada uno de estos ámbitos? ¿Por qué hacemos lo que hacemos? ¿Podemos o debemos cambiar nuestra perspectiva de la vida?
Una vez que somos capaces de conocer nuestra misión y ser coherentes y fieles a ella, todos los elementos se integran y adquieren sentido y trascendencia, proporcionándonos esa grata satisfacción espiritual y física que nos dará la posibilidad de tener una vida plena y feliz. En la toma de decisiones diarias, priorizando a qué dedicamos el tiempo, es como vamos tejiendo nuestra vida e integrando nuestra trayectoria profesional y personal.

En una sesión de continuidad que ofrecimos en noviembre 2011,  aquí tenéis lo que explicaba Maruja  sobre Kronos y Kairos:

Imagen de previsualización de YouTube

Como os contaba la semana pasada, acabamos de celebrar en la sede de la ESE Business School (Univ. de los Andes) en Chile, el II Encuentro Regional IFREI, que reúne a académicos de diferentes Escuelas de Negocios (IESE Business School de España, IAE Business School de Argentina, INALDE Business School de Colombia, entre otros y UNIS Business School, de Guatemala, entre otros), así como empresas y asociaciones de empresarios, como EMPREPAS, de El Salvador, para discutir e intercambiar experiencias sobre los temas de conciliación trabajo y familia. Allí vimos cómo las empresas conciliadoras requieren líderes integrados e integradores.

María José Bosch, Directora del Centro Trabajo y Familia de ESE, nos recordó que

“Conciliar trabajo y familia es un desafío para las organizaciones, los colaboradores y la sociedad. Estamos cambiando la forma en que trabajamos, no solo en el tipo de actividad que realizamos, sino también la demografía de las personas que la ejecutan».

Con Karin Becker, directora de cultura del Grupo Security, Patricio Millo,  Transbank, Kalena de Velado, fundadora y presidenta de Emprepas de El Salvador, y mi colega Mireia Las Heras (IESE), y la profesora Mª José Bosch (ESE)

Durante dos días tuvimos sesiones con CEO’s y presidentes de empresas como Walmart, Sodexo, Grupo SecurityTelefónica, Agrocentro y expertos académicos de Europa y América y altos representantes de los gobiernos implicados. Os resumo aquí algunas ideas:

  • Santiago Machado, CEO de Sodexo “Tenemos 5 bolas: familia, comunidad, salud, trabajo y pareja. De estas, 2 son de cristal, que se pueden romper”. En el proceso de equilibrar todas ellas, tenemos que darnos cuenta de cuáles son las que si se caen se rompen y no se recuperan y cuáles rebotan.
  • No hay conciliación sin un autodiagnóstico de cómo lo estamos haciendo como líderes y directivos: ¿Cómo devuelvo a mis empleados a sus casas? ¿Cómo vuelvo yo mismo a casa?
  • Muy importante el tema de la salud y la educación para la sostenibilidad, cómo llegamos a viejos, en qué estado…es también nuestra responsabilidad, y no solo de los Gobiernos.

Participantes de empresas de todos los países presentes en el Encuentro

 

Partners del IFREI que desarrollan su investigación en diferentes países.

Hugo Cruz, director académico del UNIS Business School, presentó su libro Paternidad: ahí donde se juntan el cielo y la tierra, que supuso el broche de oro del Encuentro. Recoge su experiencia ante la maravilla de ser padre de cuatro hijos y también ante las dificultades que ello supone. De la síntesis de ambas caras de la moneda surge la valoración del aporte del padre, no sólo en el plano sociológico y psicológico, sino también en la dimensión espiritual.  Más allá de la evidencia sobre la importancia del padre en la estabilidad emocional de los hijos; más allá de la importancia del cuidado de los hijos para el desarrollo de competencias hondamente humanas, con este libro el autor propone explorar un horizonte nuevo: el de la paternidad como camino de crecimiento espiritual.
La herramienta IFREI ha servido para analizar el nivel de integración en varias empresas y organizaciones, incluido el Ejército  de Colombia, como explicó la teniente-coronel Patricia Morales, que participó en una mesa redonda moderada por Sandra Idrovo del Inalde… junto a las ministras chilenas Pauline Kantor e Isabel Pla, de Deporte y Calidad de vida, y de Mujeres y Equidad de Género, respectivamente, y Gladys González, senadora en Argentina.

Sigue la edición de Guías de Buenas prácticas, que empezamos en España desde el ICWF en 2004. Acaba de publicarse la Guía de Buenas Prácticas de El Salvador, y la de Argentina: Guía de Buenas prácticas «Hacia una responsabilidad compartida: familia, empresa y sociedad» que ha editado el Centro de Investigación CONFYE del IAE Business School. Os dejo con un vídeo donde podéis verlo con más detalle:

Imagen de previsualización de YouTube

 

 

 

Europeísmo: un valor supranacional

El sábado pasado tuve el honor de recibir la cruz de oro de la Fundación Fomento Europeo, otorgada a personas «que en su trayectoria han destacado en pro de los Valores Universales y los Derechos Humanos en la unión de los pueblos y las personas». La Fundación AEFE tiene como objetivos contribuir a un mayor acercamiento e integración de todos los pueblos, culturas y etnias de Europa; fomentar el intercambio y el conocimiento mutuo entre estos, y sus culturas y costumbres; promover en España y en todos los pueblos de Europa la idea de europeísmo como valor supranacional. El acto comenzó con los himnos nacionales de los países representados, entre ellos el de Europa, el Himno a la Alegría de la Novena Sinfonía de Beethoven, y contó con la presencia de diplomáticos como el cónsul de Japón o el de Sierra Leona. Al final del post podéis ver el vídeo del acto de entrega.

Los otros galardonados fueron: Augusto Anguita Mateu (co-fundador del Sistema de Emergencias Médicas SEM y ex-jefe del Servicio de Urgencias del hospital Clínico de Barcelona); Alejandro Blanco Bravo (Presidente del Comité Olímpico Español); Sofía Cabruja Casas y Carles Lama Niebla (matrimonio concertista de piano); Juan María Tintoré Turull (Presidente Honorario del Real Club de Tenis Barcelona 1899) y Olga Viza López (Escritora, periodista y presentadora de TV). Y dos instituciones, Grupo Damm (recogido por su Consejero-secretario, Ramón Asenjo Bosch) y Grupo Agbar (Aguas de Barcelona), en el 150 aniversario de la entidad;

Tras la entrega y cena de gala, Sofía Cabruja y Carles Lama nos deleitaron con piezas de Schubert, ejecutadas con maestría a cuatro manos.

Os dejo con el vídeo de la entrega del premio y el discurso de aceptación, que también transcribo aquí:

«Muchísimas gracias a la Fundación de Fomento Europeo por otorgarme está preciosa distinción en forma de cruz que nos recuerda las raíces cristianas de Europa. Estuve el jueves pasado impartiendo unas sesiones del IESE en Santiago de Compostela y mi marido, Felipe, y yo aprovechamos para ir a darle un abrazo al apóstol. Junto a sus restos está la placa conmemorativa de la peregrinación de Juan Pablo II en 1982. Todos recordamos cómo, siendo pastor de la Iglesia universal exhortaba así a los europeos: “desde Santiago, vieja Europa, te lanzo un grito de amor: ¡vuelve a encontrarte! ¡Sé tú misma!”

Ese mismo año iniciaba yo mis estudios del MBA en el IESE, desde donde he podido desarrollar una trayectoria profesional como docente e investigadora, que me ha llevado a poder influir en directivos, empresarios y gobiernos de más de 20 países en cuatro continentes, para ir conformando empresas y sociedades cada vez más humanas y sostenibles, a la medida del hombre y de la mujer de hoy, donde se puedan integrar la maternidad y la paternidad. También tuve ocasión de hablar ante el Parlamento europeo sobre cómo ayudar desde la legislación a la reconciliación de la vida laboral y familiar como base para superar el invierno demográfico en que está inmersa toda Europa y, específicamente, España. Hace tres años fui miembro del Consejo Asesor de Vivian Redding, directora de Derechos Humanos de la Comisión Europea, con el fin de ayudar a avanzar a las mujeres en los Consejos de Administración.

Tengo que reconocer que fue un hombre, mi padre, quien me sacó de mi zona de confort, y despertó en mí una sana ambición para contribuir profesionalmente según mis capacidades y llegar a ser catedrática, cuando yo decía que quería ser profesora de idiomas. Fue también un hombre, Juan Antonio Pérez López, decano del IESE, quien me animó a adentrarme en la investigación sobre las diferencias y complementariedad entre hombre y mujer, y sobre su sinérgica contribución como líderes en el gobierno de las empresas con o sin ánimo de lucro. El tercer hombre en mi trayectoria vital es, por supuesto, mi esposo, quien, al igual que mi madre, mi mejor e incondicional amiga, ha estado siempre a mi lado apoyando todos mis proyectos.En 2012 fui candidata de España para el CEDAW (comité antidiscriminación de la Mujer) en la ONU. Mi propuesta para salir de una sociedad líquida y frágil y construir una sociedad cohesionada y sostenible quedó recogida en un programa que compartí con casi 100 embajadores ante Naciones Unidas y que se resume en 3 Fs: Feminidad (abrir el ojo femenino para enfocar con mayor nitidez los problemas y su solución), Familia (nadie es una isla en el océano) y Flexibilidad (en dirigir a las personas en tiempo y espacio según sus  necesidades cambiantes en diferentes etapas familiares y personales).

Otra característica de esta medalla es el noble metal. Que sea de oro me ha recordado las conversaciones con mi colega y amiga Maruja Moragas, cuando decíamos que este podría ser el siglo de oro de las Mujeres. Nunca antes tuvimos mujeres tan preparadas y con tantos recursos para poder llevar adelante los cambios necesarios para un progreso equilibrado, sostenible y en femenino… de la mano de los hombres, ¡por supuesto!

Como dice Ward, «el pesimista se queja del viento, el optimista espera que cambie, y el realista ajusta las velas.» Como me recordaba Inma Simó hace pocos días, «la gran mayoría de mujeres estamos ajustando las velas para ceñirnos a unos vientos que pueden ser muy favorables para todos.»

Tras recibir la distinción que hoy se me otorga, voy a seguir impulsando desde la cátedra del IESE Carmina Roca y Rafael Pich de Mujer y Liderazgo, con mayor empeño e ilusión si cabe, estudios que profundicen en  diagnósticos realistas de la situación actual y del tipo de liderazgo necesario para seguir avanzando con las 3 Fs (feminidad, familia y flexibilidad) hacia las 6 Cs (complementariedad hombre-mujer, cuidado de la casa común sin olvidar a sus habitantes, competencias, corresponsabilidad, compromiso y confianza), 6 Cs indispensables para construir una sociedad más justa, más eficiente y más humana.»

Imagen de previsualización de YouTube

El Siglo de Oro de las mujeres

«Me siento orgulloso de que más del 34% de los altos directivos en Alibaba Group sean mujeresHacen a la empresa equilibrada como el ying y el yang. Las mujeres equilibran la lógica y el instinto. Diría que este es el ‘ingrediente secreto’ de la empresa. Los hombres piensan más en sí mismos, y las mujeres piensan más en los demás. Las mujeres piensan en cómo cuidar a sus padres y a sus hijos.»

Lo dice Jack Ma, consejero delegado del gigante chino de internet. Si bien es cierto que en su consejo de administración no ha sentado a ninguna mujer, Jack Ma acierta cuando habla de los diferentes tipos de inteligencia, la intelectual, la emocional y la emotiva o del amor. En este vídeo podéis escuchar su motivador discurso:

Imagen de previsualización de YouTube

Esta semana lo explicaba yo en el IESE a las participantes en las II Jornadas de Fomento «Entrenando tu talento», hablándoles de identidad personal. Quién soy, a dónde voy, los valores, competencias y compromisos que tengo, si me disperso o soy preciso y, así, más proactivo… Me gusta recordarles también una frase atribuida a Gandhi que nos recuerda que todo empieza en nuestra cabeza:

Por eso siempre las animo a estudiar más, a formarse mejor. Está claro que no todos piensan como Jack Ma, pero el crecimiento orgánico de mujeres en consejos es imparable.

Así lo vemos en el VI Informe Mujeres en los Consejos del IBEX-35, que este año acompañamos de la I Radiografía Presencia femenina en los Consejos del mercado continuo al completo, y que acabamos de presentar junto con Atrevia.

El año 2018 se ha iniciado con  una notable aceleración en el ritmo de avance: un 20% comparado con el 1,1% de incremento a inicios de 2017. Se constata que la reducción del tamaño de los Consejos no ha penalizado a la mujer, ya que su presencia sigue creciendo en el selectivo IBEX-35.  A este ritmo en dos años años más llegamos al 30% que pide la CNMV para las empresas cotizadas en el 2020.

Sin embargo, en la totalidad de los consejos del resto de cotizadas hay solo un 19% (15 empresas no tienen ninguna mujer y 42 solo una). Destacan dos empresas, Realia y Grupo Ezentis, que cuentan con más mujeres que hombres (57,14%) en sus Consejos.

La publicación de estos datos en medios de comunicación en los años anteriores ayuda a que las empresas reaccionen y cambien positivamente. Pero hasta ahora no se había publicado estudio alguno sobre las empresas del continuo. Esperamos que el próximo año, tras la publicación de su radiografía, se vean ya algunas mejoras.

En este enlace podéis leer el informe completo.

Hoy, en el Día Internacional de la Mujer, la vía más poderosa con la que contamos para conseguir mejoras necesarias es seguir

trabajando, y no de cualquier modo, sino trabajar para llegar a la raíz del conflicto, para diagnosticar con conocimiento de causa dónde radica su origen y ser capaces de diseñar una hoja de ruta que nos permita solventarlo de la mano de los hombres. Porque la huelga programada para hoy no hace más que alejarnos de las verdaderas mejoras en las que nos deberíamos concentrar: eliminación de la brecha salarial por razón de sexo, tanto en sueldos como en jubilaciones, e igualdad de oportunidades en las empresas.

La reivindicación de los derechos de la mujer está hoy muy presente -y debe estarlo- porque estamos hablando de la

En Aloya: cincuenta años rompiendo techos de cristal y de cemento

mitad de la humanidad. Pero no ayuda mezclar esa reivindicación con alusiones ideológicas, como si esas fueran las únicas legítimas.

La formación continua e integral de hombres y mujeres es lo que ayuda a superar los distintos techos de cristal y de cemento. Anteayer fui invitada al foro «Mujer, empresa y formación» de Aloya, Centro de Estudios Superiores de Vigo, donde pronuncié una conferencia con ocasión de la celebración de sus bodas de oro (50 años formando mujeres de manera integral e integrada), ya cuenta con más de 5.000 alumni que contribuyen con su trabajo remunerado o como emprendedoras a dinamizar el tejido empresarial gallego.

Y hablando de bodas de oro, este debería ser el Siglo de Oro para las mujeres, como hace años vimos Maruja Moragas y yo. Nunca antes hemos tenido tantos recursos ni tanta formación para poder llevar adelante los cambios necesarios para un progreso equilibrado, sostenible y en femenino.  También de oro es la cruz que me entregará este sábado la Fundación de Fomento Europeo, «a la personalidad que en su trayectoria ha destacado en pro de los valores universales y los derechos humanos en la unión de los pueblos y las personas».

Me gusta recordar la frase de Ward: «El pesimista se queja del viento, el optimista espera que cambie y el realista ajusta las velas«. La gran mayoría de mujeres estamos ajustando las velas para ceñirnos a unos vientos que pueden ser muy favorables para todos.

 

Doing good …and well!

Marcos Neto, en su sesión del DGDW

«Si se alcanzaran los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (SDG´s) que propone la ONU se desbloquearían 12 billones de dólares anuales en posibilidades de negocio, que serían 24 si la presencia de la mujer en las plantillas llegara al 50%».

Lo dijo Marcos Neto, director del Centro Internacional para el Desarrollo en el Sector Privado en Estambul, perteneciente al Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, y cuya labor es atraer a la empresa privada y fundaciones para contribuir a la consecución de los objetivos de 2030. La realidad es que no hay dinero público suficiente y se necesita de la empresa privada para conseguirlo:

«No hay dinero público suficiente. El sector privado es el motor del mundo: crea el 90% de los empleos y genera el 60% del PIB mundial. Su innovación, su creatividad, su experiencia tecnológica y su inversión son esenciales. Sin la aportación del sector privado no hay SDG’s. Somos la primera generación que puede acabar con la pobreza o con los efectos del cambio climático».

Este es solo uno de los muchos comentarios interesantes que se dijeron en la 16ª edición de la conferencia Doing Good, Doing Well (DGDW), donde Neto fue uno de los más de 50 ponentes, organizada enteramente por alumnos del MBA del IESE.  El tema de este año giraba en torno a esos 17 objetivos que Naciones Unidas se propone haber alzanzado para el 2030 (y que podéis encontrar en este link). Se habló sobre todo de sostenibilidad, de responsabilidad, y se bajó a la arena de lo concreto en numerosas sesiones y paneles que se centraron en aspectos más concretos como las energías, el agua, los suministros, la contaminación, la salud, etc.

Quedó muy claro que no se trata solo de un tema de responsabilidad social corporativa, sino de que conseguir esos objetivos en beneficio de todos sea un gran negocio, rentable y con beneficios continuados en el tiempo.

La visión cortoplacista de muchas empresas dificulta la obtención de los SDG’s, porque se requiere un esfuerzo inversor y de colaboración entre empresas, gobiernos y sociedad en un periodo sostenido en el tiempo.

Una vez más, lo más importante son las personas. La sostenibilidad debe estar respaldada por valores sociales y humanos, encarnados en personas que creen en ellos y los ponen en práctica.

Con Luis Casas y mi colega, la prof. Marta Elvira

Ahora me encuentro en Miami dirigiendo la segunda edición del Programa Enfocado Mujeres Consejeras y consejables del sector de la Banca, principalmente, y una vez más se confirma que la sostenibilidad (de cada empresa y de sus stakeholders) es uno de los temas fundamentales a presentar, a debatir y a seguir en las sesiones del Consejo de Administración.

Team work: preparando el caso Ana Mª LLopis.

Muchas veces no se trata de hacer más cosas, sino de hacer bien lo que se hace, es decir, anticipando las consecuencias para terceros.

Las primeras líneas de Dueños de nuestro destino (el libro que escribí con Maruja Moragas) ilustran perfectamente este tema:

«El mundo cambiará cuando cada uno de nosotros cuide a fondo de lo único que puede cuidar: de sí mismo, de forma que seamos capaces de ir recomponiendo paulatinamente los profundos desgarrones que se han ido produciendo en el tejido social.» (Pág. 13)

A finales de abril se publicará un practicum de este libro, que se titulará Integrar con éxito la trayectoria profesional y personal.

Franz Heukamp, Dean del IESE, en la sesión inaugural del DGDW nos animaba a ser proactivos y creativos:

«Si aún no has hecho nada por el mundo… ¡ya es hora de que lo hagas!»

Mujer STEM con éxito profesional y personal

Fuencisla Clemares, Dra. Gral. de Google España y Portugal

Esta mañana temprano, saliendo el sol bien visible desde el campus del IESE  en Barcelona, hemos tenido la enorme fortuna de escuchar la trayectoria inspiradora de Fuencisla Clemares, directora general de Google España y Portugal, contada por ella misma. Conocer sus andanzas profesionales es fácil, solo hay que googlear su nombre. Pero que te lo cuente ella ante una taza de café es algo que solo puedes disfrutar si asistes a nuestros inspiring I Wil Breakfast. Os resumo algunas de las ideas más interesantes.

Mujer con éxito profesional y personal

Casada, madre de tres hijos, quinta hija de seis (y primera chica tras cuatro varones), agradece profundamente a sus hermanos la «formación en el mundo de hombres» que tiene hoy: le gusta todo lo que se juegue con una pelota, especialmente el fútbol, los coches teledirigidos eran su juguete favorito… Su jefe le dijo una vez que promocionar a alguien de una de las minorías tiene un impacto brutal en la propia minoría, en este caso, en las mujeres. Y así ha sido, porque la trayectoria de Fuencisla es impactante. Ella destaca estos factores como claves de éxito:

  • La educación en su familia y la motivación constante por parte de su padre, «el hombre más orgulloso de mi éxito, seguido de mi marido». Su padre le inculcó la consigna de buscar siempre la independencia económica para poder llegar a ser lo que quisiera ser (parte de ese camino es el MBA en el IESE en el año 2000, indicado por su padre).
  • Otro factor es motivarte a vivir fuera de tu zona de confort, desde los 14 años en el caso de Fuencisla.
  • Un tercer factor es «elegir al compañero de viaje adecuado», que sepa llevar bien el éxito de su mujer: «nuestros amigos llaman a mi marido primera dama«…

Con su marido, su «compañero de viaje»

  • La importancia de los equipos: contratar «gente que sea mejor que yo».
  • «Be yourself«, resistir la tentación de imitar el estilo directivo y de liderazgo de los hombres, y ser fiel a tu propio estilo.
  • Logística familiar en casa con personas de absoluta confianza.

Cómo gestionar tu «carrera»

proactiva, porque «las mujeres lo somos poco». Escucha primero. Ten claro qué quieres («ser directora general, por ejemplo») y dónde (o dónde no, que a veces es determinante).

Encontrar obstáculos es inevitable. Para Fuencisla, un obstáculo fue «que los hombres no entendieran nuestro estilo de dirección como mujeres y lo interpretaran como que somos lentas tomando decisiones». Debes saber que ellos nos ven así, porque en muchos casos son ellos los que nos evalúan.

Las mujeres no sabemos vendernos, y cita el caso de Google, donde los ingenieros están obligados a proponerse a sí mismos para una promoción: «¿os imagináis a nosotras proponiéndonos para un puesto?»

Negocia sin miedo: «si eres buena, supones una ventaja competitiva para tu empresa, la gente te quiere y proporcionas resultados…¡te puedes permitir negociar!»

Mujer en Google

¿Por qué hay tantas mujeres a la cabeza de empresas IT? Pilar López (Microsoft), Rosa García (Siemens), Marta Martínez (IBM), Helena Herrero (HP), Irene Cano (Facebook)…

Fuencisla señala que porque son empresas (en su mayoría americanas) que buscan la diversidad por cultura, en raza, religión, sexo, nacionalidad…. Google, empresa joven de solo 19 años de edad, no cuenta aún con diversidad generacional pero sí tiene un 20% de extranjeros en su plantilla española.

Algunas de las medidas que toma Google para conseguir esta diversidad es que siempre haya una mujer en los paneles que entrevistan, o entre los candidatos a un puesto. Propone que seamos más proactivas, postulándonos para puestos.

En Google se concilia y eso hace que sea más fácil salir adelante. De todas maneras, la empresa no fomenta el trabajo en remoto, pero lo facilita si es necesario. Fuencisla cree en la importancia de la presencia en la oficina, que debe -por eso- ser atractiva, inspiradora y cómoda.

Y vigilar siempre, constantemente, porque «aunque en Google tenemos números en diversidad muy buenos… en cuanto te descuidas se te caen…o te los quitan!»

Vista del Lounge del IESE durante el I Wil Breakfast

En el diálogo posterior a su ponencia salieron preguntas y respuestas interesantísimas: No le ha resultado imprescindible ser ingeniero ni saber de tecnologías… aunque le habría gustado. Como sabemos y explicamos desde IESE, las competencias de liderazgo son mucho más relevantes y necesarias que las de conocimientos tecnológicos, que se solucionan con on-the-job training. Os animo a mirar el folleto de nuestro Programa Enfocado Mujer y Liderazgo.

Fuencisla está de acuerdo con que hay que ser dueña de tu destino (parafraseando el libro que escribimos Maruja Moragas y yo), porque debemos liderar nuestra vida y no dejar que las circunstancias sean las que la lideren.

Preguntada sobre la ética dentro de Google, Fuencisla se ha extendido sobre la política de privacidad de Google y la protección de datos del usuario. Reconoce que «lamentablemente nos tenemos que autorregular, porque la sociedad va muy por detrás. Como somos líderes en la industria, podemos y debemos marcar estándares». Las 3 medidas que aplican son seguridad + transparencia + autocontrol de borrado por parte del usuario.

«Nuestro compromiso: tu dato me interesa para que tu experiencia de usuario sea mejor

El futuro inmediato de Google es pasar de ser buscador a ser asistente virtual de voz  desde el móvil (3ª revolución digital. La 4ª, inminente, implantará la robótica y la inteligencia artificial)

Sobre la tecnología en casa: darles el aparato tecnológico a los hijos pero gestionarlo con ellos

Afirma que los procesos formales han sido creados y son implantados en su mayoría por hombres, de ahí la necesidad de conocer su sesgo inconsciente y el nuestro, y no dejar que nos domine o dirija.

Recomienda ser curiosos para no dejar que la búsqueda por motores de recomendación nos arrincone y vuelva endogámicos…

«Que nuestro producto sea tan fácil que lo pueda usar cualquiera; ya no hará falta ni teclear, se activará por comandos de voz

Fuencisla Clemares nos ha confesado que ya ha llegado donde quería llegar porque no quiere ser Google VP en California, del mismo modo que no quiso ser socia en McKinsey. Quizá el próximo reto sea una etapa más formativa, algún Consejo o directora general en alguna empresa familiar…

 

Ecosistema empresarial y arrecifes de coral

¿Existe cierto paralelismo entre un arrecife de coral y el mundo empresarial? La gran diferencia, como veremos, es que el arrecife sigue sus leyes y el ecosistema empresarial, constituido por seres humanos, tiene también unas leyes que no siempre siguen, y en ocasiones ni siquiera son leyes acordes a su naturaleza.

La naturaleza es maestra. Desde el principio de los tiempos, la observación de la naturaleza ha permitido al ser humano aprender toda clase de técnicas y recursos de supervivencia, retroalimentación, regeneración, recreación, convivencia, autodefensa….. y tantas otras cosas. Hoy quiero compartir con vosotros un estupendo blog sobre los arrecifes de coral. El autor del vídeo es mi amigo Enrique Sánchez Costa, doctor en Humanidades por la UPF, que actualmente trabaja en la Universidad PUCMM de la República Dominicana, y se incluye en su canal de You Tube «Peces y corales», dedicado a la acuariofilia marina:

«Los arrecifes de coral se forman en aguas marinas tropicales, en las que la temperatura oscila todo el año entre 23 y 30 grados centígrados.

Los arrecifes de coral son comunidades biológicas, pues están formadas por miles de especies de peces, algas, corales, crustáceos y otros invertebrados marinos. Y, al mismo tiempo, son también estructuras geológicas, pétreas, surgidas a partir del carbonato cálcico de los corales.

La Gran Barrera de Coral australiana puede ser vistas desde el espacio. Mide 2.000 kilómetros de longitud y ocupa un área de 225.000 km2 (casi como la superficie del Reino Unido).

 

Solo algunos corales contribuyen a construir los arrecifes: los corales que producen esqueletos de carbonato cálcico (es decir, de piedra caliza). La mayoría de esos corales forman colonias, compuestas por miles de pólipos, cada uno con su esqueleto calcáreo y sus tentáculos, capaces de atrapar alimento o agredir –si es necesario– a los corales vecinos.»

En las empresas también encontramos múltiples tipos de personas que ayudan con sus diferentes competencias construyendo ese ecosistema, si bien las que realmente tienen un papel preponderante en esa construcción son aquellas que son líderes de sí mismas y quieren contribuir a hacer sólida esa estructura.

«Todos los pólipos de la colonia están conectados por una fina capa de tejido blando y comparten un sistema nervioso común. Por algo se dice que la unión hace la fuerza…»

En el caso de la empresa, esa capa invisible que nos conecta a unos con otros son una misión y unos valores que compartimos y ponemos en práctica.

«En casi todos los corales más del 90% del alimento que reciben proviene de la luz solar. Eso es posible, porque alojan unas algas unicelulares microscópicas llamadas zooxantelas. Dichas algas, que son plantas de mar, realizan la fotosíntesis con la luz solar, y ceden al coral una parte de la materia orgánica que generan: la glucosa.»

En la empresa, los ingresos vienen del mercado, y la fotosíntesis que realizan las células sería el buen reparto del valor económico añadido que se hace entre sus miembros

«En el arrecife se da una relación mutualista, o de simbiosis, que no solo beneficia al coral (que recibe nutrientes de las algas zooxantelas), sino también a las algas. Estas no solo consiguen del coral un alojamiento seguro, sino también una fuente constante de dióxido de carbono y de nutrientes»

Esta simbiosis, en el ecosistema empresarial, se refleja en la multitud de competencias interpersonales que se ponen en juego día a día:  beneficiarse mutuamente, ayuda o apoyo mutuo, trabajo en común. Si consideramos que simbiosis significa «asociación íntima de organismos de especies diferentes para beneficiarse mutuamente en su desarrollo vital, y relación de ayuda o apoyo mutuo que se establece entre dos personas o entidades, especialmente cuando trabajan o realizan algo en común» (las anémonas y los peces payaso, unas defienden y los otros alimentan).

Bajo la tranquilidad aparente de las aguas del arrecife, existe una lucha por ser el mejor, el más hábil, el que mejor se adapte al medio.

Igual que pasa con las empresas en los diferentes sectores y con la competencia. No podrían luchas contra las algas si no fuera porque cuentan con la ayuda de algún tipo de peces. ¿Serían quizá los bancos esa fuente de ayuda para las empresas?

Hay algunos peces de gran belleza que resultan nefastos para la supervivencia del ecosistema: esos ejecutivos alfa, bien vestidos y repeinados, aquejados de titulitis, pero sin un fondo sostenible que genere confianza. Los depredadores abundan, a la espera de encontrar nuevas presas despistadas. Parece que se está mejor al abrigo de ese arrecife que puede ser una empresa. La morena y el pez león son los que devoran a otros peces. Este último, el pez león, de gran vistosidad y veneno muy peligroso, es un tipo de persona que se encuentra también en las empresas. De ahí que a algunos les llamen «tiburón», como el depredador por excelencia.

Hay quienes consiguen camuflarse adheridos al tejido empresarial, como el pulpo, de manera que ya no se mueve, se queda casi fosilizado camuflado en la propia roca. Si no puedes ganar el combate, mejor mimetizarte, confundiéndote con el terreno.

También hay causas externas de dificultades que difícilmente se pueden neutralizar, causa mayor. Y la lucha de unos corales con otros por el espacio y por la luz es la lucha de unas empresas con otras por los recursos y los posibles clientes. El arrecife ofrece recursos de protección y alimentación que hacen que diferentes organismos vivan permanentemente bajo amparo. Mutatis mutandis, hay personas que prefieren vivir dentro de una empresa, en lugar de emprender en solitario como autónomos.

«Los crustáceos, moluscos, gusanos y estrellas de mar, entre otros animales, también desarrollan su propia lucha por la supervivencia y por el alimento. Muchos de ellos son detrívoros, es decir, se alimentan de materia orgánica en descomposición. Así pues, en el arrecife nada se desperdicia: todo sigue un ciclo vital en el que los nutrientes se transforman y reciclan continuamente.»

Daniel Sánchez y Maite Lecuona recogen el premio Stella 2017

De esta característica podemos extraer un aprendizaje de reciclaje también en las empresas: revertir lo negativo, reutilizar, encontrar hueco a personas con capacidades diferentes. Saber sacar partido a todo lo aprovechable. IESE ha recibido justamente estos días un premio de la organización sin ánimo de lucro Down Madrid, por emplear a estas personas en su tejido empresarial (podéis leerlo aquí).

Otro elemento del paralelismo sería la estructura en red. Una empresa o grupo de empresas son un entramado complejo donde algunos elementos clave aseguran un alto grado de conectividad, lo que nos lleva a la idea de sinergia.

Quiero quedarme con esta última palabra: sinergia, porque supera el mero concepto de simbiosis. Ya no es solo una colaboración o beneficio mutuo. Es mucho más. El resultado de todo ello es un producto superior a los individuos, que parte de saber valorar las diferencias. Todo ello es lo que hace grande al arrecife…y a la empresa de verdad.

Pero aquí la naturaleza nos vuelve a superar: en el arrecife de coral, hay unas leyes naturales predeterminadas e inscritas en sus células que mantienen la armonía y el ciclo de vida a la perfección. No así en la empresa, constituida por seres humanos que, si bien tienen inscrita la ley natural en sus genes, en su corazón, no siempre usan su libertad en esa dirección. Ahí tenemos el gran reto, que nuestras empresas sean dirigidas de modo que se anticipen las consecuencias positivas y negativas que contienen las acciones en todos los elementos internos y externos de cualquier organización, en todos los stakeholders. Esa es la condición para que seamos de verdad un ecosistema sostenible. De lo contario, el ser humano es capaz de destruir su propio ecosistema personal, familiar, empresarial y social.

Hoy hace 4 años del fallecimiento de mi colega y amiga del alma la Profª del IESE Maruja Moragas. Aún tenemos pendiente la publicación de un libro que iniciamos juntas sobre el paralelismo entre la ecología medioambiental y la ecología humana, del que hemos hablado someramente en este post.

Y recordando a Maruja Moragas, a ella dedico esta impresionante imagen de Belvir, en Girona. Este era su refugio, el lugar donde acudía cuando quería sentirse en paz. A ella, que admiraba y sabía apreciar y disfrutar de la belleza en todas sus manifestaciones.

Nuria Chinchilla es profesora de Dirección de Personas en las Organizaciones en IESE Business School.

Mujeres I-Wil Andalucía

«Si el siglo XXI funciona, será porque la mujer tendrá una participación cada vez mayor en la organización de la sociedad, (…) porque la mujer es el núcleo de la familia, y esta, la base de la sociedad». Son palabras proféticas del profesor Juan Antonio Pérez López, ex Director General del IESE, en 1994, anticipando la importancia del trabajo que hace muchos años venimos haciendo desde el IESE.MG_2413

Hace ya unos cuantos años que, junto con mi querida y recordada amiga y colega de IESE Maruja Moragas, empecé a ir a Andalucía a difundir en foros de mujeres profesionales la necesidad de formación continua, así como de compartir experiencias inspiradoras con mujeres referentes en sus distintos roles, a fin de seguir siendo las agentes de cambio que este mundo necesita. Desde entonces venimos respaldando desde mi Centro de Investigación Mujer y Liderazgo (I-Wil)  iniciativas como el «Foro Internacional Mujer y Sociedad Málaga», donde ha tenido lugar la última sesión del año.

Nos proponemos formar y acompañar a las directivas y empresarias a tener una visión más amplia de sí mismas y del entorno que nos envuelve; y ayudarles a seguir avanzando en sus trayectorias profesionales, familiares y sociales.

El primer Foro de este tipo que se inició en Andalucía, inspirado en el Women’s lobby del IESE, fue el «Foro Mujer Sociedad Almería», en el año 2012, como consecuencia de

Foro Almería

Foro Almería

la inquietud de tres mujeres profesionales, Lola Montalvan, Rosario Ruiz y Mª José Ávila; en Granada nace en el 2015, el «Foro Mujer Sociedad Granada» de la mano de la directiva Elena Ruisanchez, y el último constituido, en el año 2016, en Málaga, liderado por Ángela Callejón, presidenta y alma mater del mismo, junto a su equipo directivo: Elena Gallardo (Vicepresidenta), Mayte del Pino (Tesorera), Rosa Bocanegra (Secretaria) y Lidia García, Marisol Cruces y Montiel Sánchez (vocales).

El Foro Mujer Sociedad nació con el firme propósito de profundizar en los aspectos claves del ser humano en el mundo actual y difundir los valores que la sociedad necesita para crecer. En concreto, considerando la importancia de la familia y el trabajo; reflexionando sobre cuáles son los cambios necesarios, en lo individual, lo profesional o lo social, para integrar la vida profesional, personal y familiar; y valorar todo lo que la mujer puede aportar en el ámbito familiar, profesional y en general en las relaciones humanas.

Más de 80 mujeres, pertenecientes a diferentes sectores, ramas y actividades profesionales de la sociedad de Málaga, se concentraron en torno al pilar básico del Foro, “aportar y ser parte de la solución y no del problema en una sociedad que adolece de falta de valores”, como bien destaca su presidenta.

Ángela Callejón con el dr. Gutiérrez Rojas

Tras un almuerzo networking, el «Foro Internacional Mujer y Sociedad Málaga» continuó con la brillante conferencia del doctor Luis Gutiérrez Rojas, médico psiquiatra, que presentó su ponencia “Cómo afrontar con humor las contrariedades de la vida diaria”. Señaló como causa de infelicidad y desdicha «la ausencia de deseo e ilusión», y el exceso de consumismo como origen principal de nuestra infelicidad y depresión. También destacó la aceptación y tolerancia como fuente de nuestra felicidad interior. Podéis leer un artículo en Life&Style con toda la información Aquí

 

Save

¡Misión cumplida!

¡Misión cumplida! Ya hemos llevado la Virgen de la Esperanza al Amazonas. Tras una larga peregrinación en barco (tres barcos con peregrinos) desde el Puerto de la Morena hasta el pueblito de Maracaná y vuelta, la hemos colocado finalmente en la capilla generosamente diseñada por el arquitecto Miguel Fernández de Molina Lovera (mi futuro yerno).

Las dificultades se han ido superando una tras otra: desde la urgencia en acabar la escultura a tiempo y conseguir su financiación, hasta las dificultades para transportarla y pasar la aduana, o la dificultad de las lluvias diarias para acabar la capilla a tiempo… (estuvieron toda la noche trabajando para poderla inaugurar con la llegada de la Virgen). Otra más fue que el motor del barco que la llevaba en peregrinación dejara de funcionar, siendo remolcado por otro barco cuyo dueño es pastor evangélico.

El lugar donde ha quedado colocada la Virgen (que se trasladó, como veréis en el vídeo, en una enorme caja de madera y convenientemente protegida, en total, 220 kilos) se encuentra a hora y cuarto de Balbina, pueblo fundado hace 35 años alrededor de la construcción de la presa que lleva su nombre, y a tres horas de otra población mayor, llamada Presidente Figueiredo.

IMG-20160502-WA0005
Nuestra Señora de la Esperanza, escultura realizada por Diana G. Roy Fotografía: Gabriel Solera Brasil, 27 de Abril de 2016. Conmemoración del aniversario de Maruja Moragas.

Los temidos mosquitos no fueron en ningún momento un problema. Ya nos advirtieron de que no lleváramos repelentes de Europa porque «los mosquitos amazónicos se ríen de ellos». Los sprays que nos proporcionaron tenían un componente especial: icaridina. ¡Ese es el secreto! Utilizado constantemente «como perfume» en cuello, cara, brazos y piernas, nos permitió salir ilesos de la batalla diaria con esos bichos, tan diminutos como agresivos en su búsqueda de alimento.

La capilla se encuentra en una colina sobre el río Uatumá, que significa «Mujer bonita», y es un lugar de paso de las barcas y canoas de los nativos que transitan por el río.

El 27 de abril, tras la peregrinación fluvial, donde las gentes comentaban la ternura de la Virgen en sus ojos y en sus manos, se colocó la Virgen en la capilla y se bendijo la estatua tras una misa de acción de gracias a la que llegaron también dos autobuses con muchas familias de las comunidades ribereñas. Aquí tenéis algunas fotografías:

Bajo la estatua de la Virgen colocamos una cajita con los nombres de todos los que han ayudado al crowdfunding para que la estatua fuera una realidad (el sacerdote pidió a los lugareños que siempre que fueran a rezarle no olvidaran rezar por todos aquellos que lo han hecho posible y por sus familias).

La misa la celebró el párroco de Presidente Figueiredo, el padre Romualdo, acompañado del ya párroco de Balbina, el padre Israel, mexicano con 20 años de experiencia en Brasil, que acababa de pasar el dengue y aún tenía síntomas de la enfermedad. Gracias a la instalación de la Virgen de la Esperanza en aquella zona del Amazonas, el obispo de Manaos decidió tener en Balbina a un sacerdote durante los próximos 7 años. Hasta ahora la población tenía una iglesia, pero sin sacerdote.

De modo espontáneo, antes de la misa presentaron a cuatro niños para ser bautizados y una pareja que quería casarse. Se hicieron los bautizos y se invitó a la pareja de novios a casarse en otra ocasión con los papeles ya en regla (el próximo 13 de mayo, gran fiesta mariana –Virgen de Fátima–, tendrá lugar otra peregrinación de los jóvenes a la Virgen de la Esperanza).

En su homilía el sacerdote hizo hincapié en que nosotros no adoramos las estatuas, dando ejemplos del Antiguo Testamento y argumentos de por qué nos son útiles para representar a los santos, a la Virgen María o a Jesús. Al día siguiente, se acabó de rematar cuentas con los constructores venidos de Manaos y que habían pasado allí dos meses viviendo en un barracón (como dijo el padre Israel: «aquí hay que aprender a ir a ritmo de canoa»).

Ya había niños que se acercaban a rezar a la Virgen a la salida de la escuela y mayores que hacían sus «pedidos», como dicen por allí. Os dejo aquí un resumen en vídeo del traslado de la estatua, su instalación y la ceremonia:

Con una altísima temperatura y una humedad constante del 80%, hemos podido apreciar la generosidad, la paciencia, la solidaridad y la fe que abunda en esas tierras.

Hace 31 años el papá Juan Pablo II, hablando a los nativos de Iquitos, ponía el Amazonas bajo el manto de la Virgen, invocándola como Reina del Amazonas: «A Ella, a María, Reina de la Selva Amazónica, encomiendo las intenciones y necesidades de los responsables de la fe y pueblo todo de esta extensa área geográfica. Ella os proteja y acompañe. Ella os dé aliento y os haga sentir la gran serenidad y confianza que derivan de la Palabra de Jesús: Id, predicad a todas las gentes, bautizándolas. Y he aquí que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo (Mt. 28, 20).»

IMG-20160502-WA0051

El Amazonas es el hogar para 33 millones de personas que están bajo amenaza por el cambio climático, la polución ambiental en sus diferentes formas y la deforestación (pérdida de hábitat), entre otros problemas. La industria del cine plasmó el compromiso de la Iglesia con los pueblos indígenas a través de una película muy mediática: La Misión (1986).

En la reunión de obispos en Aparecida en abril 2016, una semana antes de nuestro viaje, el cardenal Claudio Hummes afirmaba: «Es necesario trabajar en la región amazónica y dar a conocer el rostro amazónico de la iglesia» (aquí tenéis el resumen de su discurso en la sesión plenaria).

La plenaria de la conferencia episcopal brasileña estuvo dedicada al papel de los laicos «sal de la tierra y luz del mundo», teniendo en cuenta la difícil situación social del país, debido a una crisis más de índole moral que económica como dijo el diario Vaticano l’Osservatore Romano.

En la corta historia de la Virgen de la Esperanza del Amazonas se han dado varias coincidencias interesantes (¿»diosidades»?).Como muestra un botón: cuando informo del proyecto en un mail al antiguo decano de nuestra escuela asociada en Portugal –el AESE–, me responde que justamente este es el nombre de la talla de la Virgen que trajo Pedro Alvares Cabrales, el descubridor de Brasil, en su carabela. Por eso, la Virgen de la Esperanza es patrona del Brasil. Tras las muchas pegas que pusieron en la aduana con la madera de la caja y los certificados pasaron unos días, y el día en que pudo finalmente entrar, al ver la cara de la estatua y explicarles cuál era la advocación, el de la aduana en el aeropuerto de Manaos exclamó: «¡La Virgen de la Esperanza es la patrona de estas tierras!» Y se hizo un círculo de empleados alrededor de la caja con expresiones como «¡Qué guapa!», «¡Parece brasileña!» o «¡Yo ya le he hecho mi pedido!».

Tras la ceremonia, repartimos más de 200 estampas. Aquí tenéis la oración que compusimos en castellano y en portugués:

Nossa Senhora da Esperança,
Eres minha Mãe!
Ensina-me a amar a Jesus como você sabe.
A agradecer o dom da vida
Fazendo sempre o bem com um sorriso,
A apreciar a beleza,
A viver na Verdade,
E assim, da tua mão,
Superar qualquer adversidade.
Amém.

Virgen de la Esperanza, mi Madre eres,
Enséñame a amar a Jesús como tú le quieres,
Y haciendo siempre el bien con una sonrisa,
A agradecer el don de la vida,
A apreciar la belleza,
A vivir en la verdad,
Y así de tu mano, superar toda adversidad.
Amén.

¡Comparte la Esperanza! (II) [Actualizado]

[Para quienes no pudierais leerlo el miércoles pasado]

Hace unos meses, todo empezaba con gran ilusión (puedes leerlo aquí). Desde entonces, son muchísimas las personas –vosotros y vuestros familiares y amigos– que han colaborado con su aportación económica o compartiendo la iniciativa, de manera que todo el mundo fuera consciente de que había un pequeño milagro ya en marcha: la Esperanza llega a una región remotísima en el Amazonas. Ahora que cerramos un trimestre, a las puertas de las grandes fiestas litúrgicas cristianas de la Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo, por fin estamos casi preparados para que su Santa Madre, la Virgen de la Esperanza, desembarque en aquella región prácticamente abandonada por el mundo «civilizado».

Hoy quiero compartir con vosotros la marcha del proyecto de la Virgen de la Esperanza. Hemos avanzado mucho. La estatua de la Virgen ya es una realidad terminada. Aquí tenéis algunas fotos (no dejéis de fijaros en la cara de «pillo» que tiene el Niño!):

 

virgen terminada 2

 

virgen terminada

IMG-20160318-WA0035

Ya se han empezado las obras de construcción de la capilla que acogerá la imagen de la Virgen, según los planos del arquitecto cordobés  Miguel Fernández de Molina. Aquí podéis ver unas fotos de los planos, de la preparación del terreno, y de algunos materiales del revestimiento interior de las paredes y del suelo:

IMG-20160318-WA0018

IMG-20160318-WA0020

IMG-20160318-WA0022

IMG-20160318-WA0021

Screen Shot 2

Se compraron 20 toneladas de material para construir la ermita de la Virgen.

Se compraron 20 toneladas de material para construir la ermita de la Virgen.

El día en que empezaban las obras, apareció un arco iris en el lugar donde estará la estatua de la Virgen:

IMG-20160318-WA0017

Estos últimos días, las obras avanzan a buen ritmo. Ya se ven algunos tabiques levantados. Falta menos para el gran momento. Cuando llegue la Virgen hasta ese recóndito lugar, abierto al río, será sin duda un momento especial en el que os tendremos muy presentes a todos los que habéis colaborado en esta gran obra de emprendimiento, esta iniciativa misionera de genuina ecología humana.

IMG-20160318-WA0036

IMG-20160318-WA0032

Screen Shot 5

Screen Shot 3

Con Diana, la escultora y Domingo, quien nos ayuda con el papeleo del transporte, en el taller, en conferencia desde Manaos.

Queridos amigos, estamos en la recta final. Os agradeceremos un último esfuerzo para finalizar la construcción de la capilla. Su inauguración con la bendición del obispo auxiliar de Manaos tendrá lugar el 27 de abril de 2016, vigilia del tercer aniversario de la marcha al Cielo de Maruja Moragas. Os recuerdo que tenemos abierto un bote al que podéis acceder aquí. En él recordamos que estamos en pleno año de la Misericordia y que ésta es claramente una obra de misericordia espiritual. La Semana Santa es además un momento de especial reflexión, que puede movernos a ayudar a los otros con algo que nosotros ya tenemos: la imagen de la Virgen, a la que poder volver en todo momento.

Os deseo a todos una muy feliz Semana Santa y una Pascua de Resurrección llena de alegría y paz. ¡Seguimos!