Pandemia de favores

“En la época de la globalización, la actividad económica no puede prescindir de la gratuidad, que fomenta y extiende la solidaridad y la responsabilidad por la justicia y el bien común. La solidaridad es que todos se sientan responsables de todos; por tanto, no se la puede dejar solamente en manos del Estado. Junto a la empresa privada y los diferentes tipos de empresa pública, deben poderse establecer y desenvolver organizaciones productivas que persiguen fines mutualistas y sociales”. El Papa Benedicto XVI en su Carta “Caridad en la Verdad” subraya la necesidad de dar forma a las iniciativas económicas que, sin renunciar al beneficio, quieren ir más allá de la lógica del intercambio de cosas equivalentes y del lucro como fin en sí mismo. Para que esto sea factible necesitamos desarrollar una serie de virtudes que se desarrollan prioritariamente en la convivencia familiar y que ayudan a valorar a los demás en toda su dignidad.

Detrás de la amabilidad está el valorar a las personas como seres únicos e irrepetibles que merecen ser tratados no sólo con justicia, sino también con amabilidad  y agradecimiento.  Este vídeo muestra cómo la gratuidad genera un circuito positivo, de favores. Al actuar de esta manera no se espera más retorno que el de haber actuado en conciencia. Sin embargo, el impacto positivo, que tiene lugar primero en el que da, también impacta en los demás volviendo, antes o después, al primero por un efecto boomerang. (Debajo del vídeo, podéis ver la letra de la canción traducida al español)

Imagen de previsualización de YouTube

A veces me pongo bajo la luna
Agradezco al Dios que respiro
Y rezo
No me tomen pronto
La causa de que estoy aquí por una razón
A veces en mis lágrimas yo me ahogo
Nunca le deje que me deprima
Abajo, entonces mi reacción negativa
Se rodea, se que un día todo girará
Porque

Toda mi vida he estado esperando
He estado rezando para la gente
Para decir que no, no queremos luchar más
No habrá más guerras,
En las que veremos a nuestros niños pelear

Algún día (…)

No se trata de ganar o perder
Porque todos perdemos cuando
Se juega con las almas de los inocentes
El dolor mojado de sangre
Mantenerse en movimiento
Aunque la estadificación del agua en
Este laberinto se puede perder del camino, su camino
Que puede volverse loco,
Pero no deje que le perturbe de ninguna manera
De ninguna manera

A veces en mis lágrimas
Me ahogo pero nunca dejo que me deprima
Abajo, entonces mi reacción negativa se rodea
Se que Algún día todo girará
Porque

Toda mi vida he estado esperando
He estado rezando para la gente
Para decir que no, no queremos luchar más
Que no habrá más guerras, que nuestros niños jugaran

Algún día (…)

Algún día todo esto cambiará, tratar a la
Gente de igual, termina con la violencia
Por el que el dolor.
Algún día todos seremos libres y orgullosos
De ser de la misma, cantando
Canciones de libertad

Algún día, Algún día

Toda mi vida he estado esperando
He estado rezando para la gente
Para decir que no, no queremos luchar más
Que no habrá más guerras
Que nuestros niños jugarán

Algún día (…)

Recibe el blog de NCH en tu buzón

8 Comentarios

  1. Marta Gómez Menéndez

    Muchas gracias Nuria por compartir este bello video, y el poema, pero sobre todo por tus palabras previas, que son las que más me reconfortan, cuando me siento cansada, después de jornadas agotadoras trabajando con gente muy necesitada, o cuando busco ayuda para ellos y no encuentro respuesta social.
    Qué difícil encontrar personas, instituciones solidarias….
    Pero yo sé que estás tú, y existe gente, y nunca pierdo la esperanza…y rezo, y persevero en mi lucha y mi búsqueda.
    Porque sí. Todo regresa a uno…de una forma u otra. Por lo menos, Dios me recompensa con tanta generosidad y de la forma mas inesperada…que luego digo, ahí llegó llegó el Milagro.
    Un cariñoso abrazo queridísima amiga.

  2. muy buena reflexión, esto le hace a uno pararse a pensar, gracias por hacernos llegar un mensaje tan bonito y como no, todas tus noticias les aportas unos videos que van perfectos con el artículo.

  3. Inmaculada Perez

    Nuria, muchas gracias. Para no olvidar nunca que hay más personas buenas que de las otras en el mundo. Vamos a concentranos en esto, en la gente que nos hace mejores y en ayudar en lo que podemos…Y nos olvidamos de lo demás que solo nos empobrece. Disfrutad del fin de semana con vuestros seres queridos, en el sentido más amplio.

  4. ¡Enhorabuena, de nuevo!

    Quizá la reflexión más profunda sobre todos estos aspectos la he leído en la Encíclica \Caritas in Veritate\ de Benedicto XVI.

    Sería estupendo que quienes toman decisiones pudieran inspirarse en la lectura de este texto.

    Un saludo muy cordial desde San Sebastián

  5. Javier Ruiz Moreno

    Nuria,

    ¡Qué gran post, qué gran reflexión…! ¡Qué frase tan increible la siguiente: \Al actuar de esta manera no se espera más retorno que el de haber actuado en conciencia\. Me recuerda a Kant: hemos de actuar por deber moral más que por sentimientos o por los que materialmente nos convenga. Y me recuerda también, claro, a ‘Caritas in Veritate’: \Junto al bien individual, hay un bien relacionado con el vivir social de las personas: el bien común\. Se recuerda en la cíclica de Benedicto XVI a Pablo VI (\desarrollo humano integral\).

    Coincido con Rafa cuando afirma: \que quienes toman decisiones pudieran inspirarse en la lectura de este texto\.

    un saludo cordial,

    Javier Ruiz Moreno

  6. Sonia Barrón Vayá

    ¿Qué video tan bonito! Qué las cosas pasen exactamente así es difícil y sobre todo en este mundo en el que todos tenemos tanta prisa y presión para optimizar el tiempo. A mi hay algo que me encanta hacer cuando voy en el coche: estoy en una cola con prioridad y se intentan incorporar coches que tienen un ceda el paso, paro para dejar pasar uno. Me gusta ve el gesto de gratitud de la persona a la que cedo el paso, pero lo mejor de todo, es ver por el retrovisor que el conductor que me sigue, al ver lo que he hecho, casi siempre hace lo mismo. Habrá que probar más cosas por que seguro que se contagian.
    Gracias!

  7. En el fondo , hay una conciencia colectiva a la que cada individuo va aportando su granito de arena, para bien o para mal. Ese “algún día” tal vez sea una meta inalcanzable. Al menos, la lucha continúa.

  8. Alejandra Gimeno Pita

    Espectacular el video Nuria, como siempre, gracias por tus comentarios y por enseñarnos cómo vivir por un mundo mejor.

Entradas recientes